• Ingresar
  • ChileChile

    Selecciona País

    Perú

    Volver al Blog

    Plan de acción para tu empresa: beneficios y cómo ejecutarlo

    A diario las empresas, sus gerentes y trabajadores se ven con la misión de establecer y cumplir distintos objetivos y metas para poder crecer y prosperar, esto se logra a través de un plan de acción estratégicamente creado.

    Pero lo primero, ¿qué es un plan de acción?

    Un Plan de Acción es una serie de acciones estratégicamente seleccionadas, que tienen como función resolver un problema o debilidad detectada en los trabajadores y el equipo. Dependiendo del tema o situación actual de la empresa, el foco del plan puede cambiar, pero siempre será una serie de acciones concretas que nos ayudarán a solucionar los problemas, cumplir objetivos y tener un buen clima laboral.

    Esto permitirá dividir el objetivo central de una empresa en una variedad de tareas, organizarlas cronológicamente y determinar los responsables de cada una, por cuánto tiempo, con qué recursos y presupuesto.

    Sabemos que te debes estar preguntando, ¿qué beneficios me traerá desarrollar un Plan de Acción? Sigue leyendo, porque acá te contamos algunos:

    - Simplifica los objetivos
    - Conoce y reconoce las competencias de los trabajadores
    - Desarrollo profesional de los trabajadores
    - Organiza la rutina del equipo
    - Evita riesgos e imprevistos
    - Fortalece las relaciones comerciales
    - Aporta en la sostenibilidad de la empresa
    - Beneficios económicos

    Sabemos que después de todos estos beneficios, es llamativo realizar un plan de acción, ¿cierto? Y parece sencillo, pero es importante seguir ciertos pasos para cumplirlo y no convertirlo en una pérdida de tiempo y recursos.

    ¡Que no cunda el pánico!

    Cómo ejecutar tu plan de acción en simples pasos

    1. Define tu objetivo final

    Si no tienes claro lo que quieres hacer y lograr, vas directo al fracaso. Debes hacerte las siguientes preguntas: ¿Estamos planeando una nueva iniciativa? Empieza por definir dónde están y dónde quieren estar. ¿Queremos resolver un problema? Analiza la situación y explora posibles soluciones antes de escoger una.

    Una vez claro, escribe tu meta y define los objetivos de manera SMART:
    - Specific o específico: Definido y claro
    - Medible: Tiene indicadores medibles para poder realizar un seguimiento
    - Alcanzable: Es realista acorde a los recursos, tiempo, dinero, experiencia de la empresa y trabajadores
    - Relevante: Está alineado a todos los objetivos de la empresa y logrará hacer un cambio
    - Tiempo: Tiene fecha de entrega, si no, puedes estar meses sin tomarlo en serio

    2. Enumera los pasos a seguir

    Ya, el objetivo está claro… ¿qué hacemos ahora?

    Debes crear una plantilla en tu plataforma favorita donde vas a enumerar todas las tareas a realizar con sus fechas de vencimiento y los responsables de cumplirlas.

    Es importante involucrar a todo el equipo y que todos estén al tanto, así hay claridad de los roles y responsabilidades.

    Si en este paso, consideras que hay tareas más grandes o complejas, vuelve a dividirlas en más pequeñas y fáciles de administrar.

    3. Prioriza las tareas y agrega fechas límite

    Una vez que estén todas las tareas listas, deben priorizarlas. Siempre, antes de fijar la fecha límite, habla con el responsable para conocer su capacidad y carga, así deciden en conjunto.

    4. Identifica los recursos necesarios

    Antes de comenzar a ejecutar cada objetivo, es importante asegurarse de tener todos los recursos al alcance, sino, hay que aplazar el comienzo de la tarea y adquirirlos. Es importante incluir esto en el presupuesto, sino irán apareciendo costos imprevistos y que pueden afectar al desarrollo.

    5. Visualiza tu plan de acción

    Es importante que todo el equipo pueda ver y entender el plan. Puede ser en un diagrama de flujo, carta Gantt, o la herramienta que prefieran, pero siempre debe estar cada paso al alcance del equipo: tareas, responsables, fechas, recursos, etc.

    6. Monitorea, evalúa y actualiza

    Constantemente tendrán que ir evaluando el proceso y tener la flexibilidad de ir modificando plazos, objetivos que van apareciendo en el camino, proponer soluciones adecuadas y modificar el Plan de Acción original. Para cerrar, un plan de acción bien definido entre líderes y su equipo, traerá beneficios increíbles a la empresa.

    Con Talana define escalas, evalúa, calibra, entrega feedback y genera planes de acción. Con nuestro módulo Desarrollo Organizacional podrás lograr todo lo que leíste con paciencia en el blog de hoy.

    Si quieres saber más, sigue el link.


    Artículos Relacionados

    Libro Remuneraciones Electrónico

    Libro de Remuneraciones Electrónico: preguntas e información

    El Libro de Remuneraciones Electrónico o LRE es una plataforma de la Dirección del Trabajo donde...

    Leer Más

    ¿Cuáles son los tipos de jornadas laborales en Chile?

    En Chile existen distintos tipos de jornadas laborales de acuerdo al tipo de empresa. Para realizar...

    Leer Más